Dinámicas Fronterizas – Propuestas

El Zulia como estado fronterizo tiene una dinámica particular, existe un flujo migratorio legal e ilegal significativo que lo convierte en la frontera más activa de América del Sur. Las realidades de ambos países son diferentes en varios aspectos, mientras en Colombia existe estado de derecho y respeto a las leyes, no ocurre lo mismo del lado venezolano, el nivel de corrupción es alarmante, involucrando a personal del estado venezolano como militares y funcionarios policiales, entre otros de la administración pública; del lado colombiano se cuenta con un mayor respeto a la ley.

Maicao se ha convertido en una ciudad de tránsito siendo difícil contabilizar y controlar el flujo migratorio, hay una importante actividad económica entre ambos países, pero también un flujo importante de personas que pasan de un país a otro para resguardar sus vidas. En este sentido, Colombia carece de personal capacitado para atender la situación de personas refugiadas y desplazadas, la situación de las personas que atraviesan la frontera por estar en riesgo sus vidas no encuentra protección en ninguno de los dos países, más allá de una ayuda puntual de emergencia como comida y sábanas, tanto Colombia como Venezuela no les ofrecen asistencia jurídica, psicológica o comunitaria, no se toma en cuenta que son personas perseguidas o su situación como personas desplazadas.

Aunque Venezuela sigue siendo país receptor de personas, esa situación ha cambiado significativamente en el último año y no hay respuesta oportuna y adecuada para este fenómeno del lado colombiano. Dentro de la situación interna del país, el Zulia se ha convertido en una zona receptora de personas de otros estados, que por la situación económica vienen del interior del país para acercarse a la zona de frontera, con todo lo que eso implica. El cierre de la frontera por períodos prolongados de tiempo ha permitido la proliferación de actividades informales y aumentado la vulnerabilidad de personas que tratan de atravesarla, exponiendo a las personas a riesgos económicos o de explotación sexual.

En la frontera hay peligros para quienes la atraviesan tanto legal como ilegalmente, tales como ofertas engañosas, peligro de trata y tráfico de personas, prostitución forzada especialmente para niñas y jóvenes, el conflicto armado aún no ha terminado en Colombia, aunque hay acuerdos de paz siguen habiendo desplazados, control del poder en las zonas en conflicto, desplazamientos de refugiados que desean repatriarse a sus lugares de origen, etc.

  Es necesario que los funcionarios y el personal que prestan servicio en zonas de frontera tengan capacitación en igualdad de género, que les permita comprender y atender la complicada dinámica que ocurre en la frontera donde las mujeres son víctimas de diferentes formas de violencia producto de la confluencia de diferentes procesos: conflicto armado, presencia de grupos irregulares, tráfico de drogas y contrabando, trata y tráfico de personas, situación económica de ambos países, desempleo, migración ilegal y las mafias que se benefician de ella, etc.

Problemas actuales:

  1. Explotación sexual por necesidad y supervivencia.
  2. Explotación moderna que incluye la laboral; como trabajadores temporeros o informales que no gozan de derechos laborales.
  3. Desequilibrio y abuso de poder por parte de funcionarios migratorios o de fuerzas de seguridad, existe una relación de desbalance de poder que se agrava con el cierre de un lado de la frontera (el venezolano) e implica una mayor vulnerabilidad para quienes necesitan atravesar la frontera.

Propuestas:

 Creación de una Red de Protección Especializada, con personal debidamente capacitado para indagar la situación real de las personas y poder proveerles la ayuda que requieran de acuerdo a su situación: desplazados, refugiados, víctimas de violencia contra la mujer, etc.

  • Creación de sitios seguros con instalaciones adecuadas donde puedan recibir servicios mínimos como asesoría legal, medica, psicosocial, remisión a otros órganos, casas de abrigo, donde se pueda ofrecer una atención psico social primaria.
  • Capacitación por parte de órganos especializados a los funcionarios de frontera en enfoque de género y protección de niños, niñas y adolescentes
  • Incorporación en el pensum de los funcionarios de frontera de materias con enfoque de género y protección de niños, niñas y adolescentes
  • Creación de defensores comunitarios en poblaciones indígenas que no solo conozcan sobre las culturas de las etnias presentes sino también sobre enfoque de género y acceso a derechos dentro del marco jurídico nacional.
  • Capacitación en igualdad de género, DDHH de las mujeres y protección de niños, niña y adolescente, a través de actividades vivenciales para hombres y mujeres, profesores de instituciones educativas.
  • Difusión a través de emisoras y vallas publicitarias sobre procedimientos legales para migrar del país.

Coordinadora: África Sánchez (ACNUR)

Relator: Luis La Cruz (Cruz Roja del Edo. Zulia)

Integrantes de la mesa de trabajo:

 África Sánchez (ACNUR)

Aixa Armas (Mujer y Ciudadanía)

Anelico Anista (RET)

Emelys León (Lazos de Amistad)

Ketty Atencio (Lazos de Amistad)

Luis La Cruz (Cruz Roja del Edo. Zulia)

Paúl Urdaneta (HIAS Venezuela)

Yalesry Chacín (RET)