Participación Política

La visión de la experiencia  política donde las mujeres y los hombres se agrupan en torno a las palabras y a los actos, pasa fundamentalmente por la participación llámese ésta electoral, diplomática, social, ambiental, pública o de género. Sin embargo, observamos que sigue existiendo la apatía de los pueblos y especialmente de las mujeres en cuanto al actuar en la esfera de lo público. La inactividad política en tanto actuación pública y notoria de la mujer se debe fundamentalmente a que la mayoría de nosotras continúa delegando el poder de la aparición pública a los hombres; por tal motivo, quienes siguen conformando la mayoría de la élite política o la clase política profesional, son hombres.

Refiriéndonos a la participación política de la mujer podemos decir que continuamos haciendo política delimitándonos a la mera función administrativa, perdiendo así el derecho al protagonismo, reconocimiento y empoderamiento en la esfera pública. Este estado de cosas debe cambiar, y de hecho está cambiando en todo el mundo gracias a iniciativas como LAS MUJERES PROPONEN, auspiciada por una red colaborativa de organismos internacionales, ONG, fundaciones movimientos sociales y de género.

La lucha de la mujer venezolana data de la época de la independencia, pero es a partir de 1946, con su reclamo de derecho al voto cuando inicia su protagonismo político. En esta sala, vemos dignas representantes y protagonistas de la lucha por los derechos civiles de la mujer venezolana. Es un honor participar en este foro con tan distinguidas damas, que han contribuido a escribir la historia de la participación política de la mujer en nuestro país, con sus acciones.

Tal como lo constatamos en la Mesa de Participación Política, coincidimos con la Organización de las Naciones Unidas, cuando señala que el liderazgo y la actuación política de la mujer están en peligro, debido a su poca representación en el nivel de la toma de decisiones. En el caso de Venezuela las mujeres representamos apenas un 14%  de posicionamiento dentro de los cargos públicos, aun cuando en el marco jurídico de la CRBV en el artículo 21 tiene consagrado la igualdad y derecho de participación; y donde en el literal segundo, se contemplan las medidas positivas y acciones afirmativas para disminuir la brecha de la desigualdad entre los grupos más vulnerables; tal como es el caso de la mujer venezolana viviendo en una dictadura de tercera generación, donde es obligada por causas de fuerza mayor a llevar la carga del soporte familiar de la manera más inhumana en nuestra historia patria.

En las colas maratónicas para comprar alimentos, en las acciones de calle, en las urnas electorales, en los aeropuertos y terminales despidiendo a sus esposos e hijos, en las farmacias buscando medicamentos, en las cárceles visitando a sus hijos o esposos, en los hospitales atendiendo a sus enfermos…observamos la presencia mayoritaria de las mujeres venezolanas esforzándose al límite de lo tolerable, en la más absoluta dignidad,  pero en el más macabro de los silencios al no levantar con suficiente fuerza su voz para exigir al Estado justicia, seguridad, autonomía alimentaria, salud, respeto y educación notable para las hijas e hijos que han parido sobre el suelo patrio.

Propuestas:

Para empoderar el rol de la mujer venezolana en cuanto a la participación política de cara a los sucesos que están por venir en nuestro país, esta mesa propone:

  1. Promover la formación de mujeres (jóvenes y adultas) con vocación política, en instancias locales, regionales e internacionales en materia de liderazgo, defensa de DDHH participación política, empoderamiento y toma de decisiones, para que la misma sea capaz de defender los derechos colectivos y muy especialmente de las minorías.
  2. Reconstruir la imagen política (histórica y actual) de la mujer venezolana a través de la web 2.0, para que las nuevas generaciones de mujeres tengan un sustrato en el cual apoyarse e impulsarse al momento de decidir participar, y más aún cuando decidan capitalizar y reconocer su cuota de poder al exigir su participación y reconocimiento oportuno dentro de la estructura del Estado.
  3. Velar por la inclusión de las mujeres en la estructura de los partidos políticos a nivel de la toma de decisiones.
  4. Formar a las mujeres en materia de participación política.
  5. Ofrecer herramientas de participación que permitan a la mujer ser reconocida intelectualmente en idénticas condiciones que a los hombres.
  6. Realizar una encuesta en las redes sociales sobre la imagen política de la mujer venezolana – (Evaluar como es percibido el rol de la mujer dentro de la política).
  7. Promover cambios en el modelo educativo que replican el patriarcalismo cultural, limitando y coaccionando la libre participación de la mujer en la toma de decisiones.

Integrantes de la mesa de trabajo:

Biankha Márquez (ODH – ULA)

César David Rojas Gelves (ODH –ULA)

Grecia Elena Montoya Montoya              (Cátedra de la paz)

Isolda Heredia de Salvatierra (OVDHM)

Lidis Méndez (Unidad Visión Venezuela)

Maribel del Valle Suarez Mancha (ASI – VENEZUELA-INPRESIPROLA)